¿Cómo funciona una Raspberry Pi 400?

¿Cómo funciona una Raspberry Pi 400?

Es perfecto tanto para crear y editar documentos como para navegar por Internet, visionar vídeos e incluso aprender a programar.

Ha recibido el nombre de Raspberry Pi 400 un ordenador personal completo que, sin embargo, está integrado en un teclado compacto. 

Características técnicas

Este dispositivo cuenta con un procesador de 64 bits de cuatro núcleos. También dispone de conexión inalámbrica y salida de doble pantalla. Asimismo, incorpora un sistema de reproducción de vídeo 4K con dos micropuertos HDMI también válidos para el sonido.

El teclado de este ordenador es compacto con 78 o 79 teclas en función de la variante regional de que se trate. Porque está disponible en distintas variedades regionales. Igualmente, podemos comprarlo tanto individualmente como acompañado de todo lo necesario salvo el monitor.

Por su parte, el procesador es Broadcom BCM 2711 quad core Cortex A72 (ARM v8), mientras que la RAM es 4GB LPDDR4-3200. En cuanto a la conectividad, es de doble banda sin cables y lleva Bluetooth 5.0 BLE. Y su alimentación, a través del conector USB, es de 5V DC.

Otra de las ventajas del Raspberry Pi 400, que te ofrece tme.eu, es su reducido tamaño. Mide 286 x 122 x 23 milímetros y funciona a temperaturas entre 0 y 50 grados centígrados. Igualmente, incorpora un lector de tarjeta Micro SD para el sistema operativo y para el almacenamiento de datos.

Sistema operativo Linux

Este dispositivo funciona con el sistema Linux, concretamente mediante el que antes se conocía como Raspbian y ahora como Debian. Lógicamente, no ofrece tantas prestaciones como un ordenador completo tradicional. Pero sí se trata de un dispositivo todo terreno que nos permite realizar un sinfín de tareas. En consecuencia, resulta apto para el trabajo diario si no es muy exigente.

Por ejemplo, sorprende la cantidad de software educativo que incluye. Así, la plataforma de algebra Wolfram Mathematica o la de programación Scratch. Asimismo, contiene buen número de herramientas tales como la suite ofimática LibreOffice, la electrónica SmartSim o incluso el reproductor de vídeo VLC.

Igualmente, podemos realizar videollamadas conectando una cámara USB y también tenemos la posibilidad de instalar otros variados componentes de software. Y lo mejor de todo ello es que apenas cuesta unos cien euros.

En conclusión, Raspberry Pi 400 es un dispositivo muy completo tanto para estudiar como para realizar tareas del trabajo diario. Pero, si busca más componentes electrónicos de calidad, visite Tme.eu, donde podrá escoger entre más de 500 000 productos a su disposición.

Deje su comentario