Dictaminan la concesión del ex Jardín Zoológico de Buenos Aires

Se propone que sea por 20 años. El uso y explotación de nuevos
espacios, cubiertos o descubiertos no podrán superar el 3% de la
superficie total del predio. El tratamiento en primera lectura tiene
preferencia para el próximo jueves 28.

Dictaminan la concesión del ex Jardín Zoológico

Las
Comisiones asesoras de Protección y Uso del Espacio Publico y de
Presupuesto, Hacienda, Administración Financiera y Política Tributaria
firmaron este mediodía el dictamen conjunto de mayoría que aconseja la
aprobación en primera lectura del proyecto de ley que propone la
concesión por 20 años para el uso y explotación de edificios y nuevos
espacios ubicados dentro del predio del Jardín Zoológico «Eduardo
Ladislao Holmberg», situado en el barrio de Palermo – Comuna 14.

Según
lo establecido en el artículo 82 inciso 5, de la Constitución de la
Ciudad Autónoma de Buenos Aires, la Legislatura debe aprobar toda
concesión, permiso de uso o constitución de cualquier derecho sobre
inmuebles del dominio público de la Ciudad por más de cinco años.

El predio actual, con una superficie de 167.522,96 m2 se encuentra en la avenida Sarmiento N°2715
esquina avenida Santa Fe y esquinas República de la India, avenida
Gral. Las Heras y avenida del Libertador. Está integrado por 21
edificios, obras de arte y conjunto de árboles notables, cuyo conjunto
edilicio paisajístico — ambiental, artístico y ornamental fue declarado
Monumento Histórico Nacional mediante Decreto N° 437/PEN/97. Constituye
un paseo único en su tipo, que presenta a las distintas especies
rodeadas de los estilos arquitectónicos de sus lugares de origen, con un
marco engalanado por esculturas de Emilio Canovas, Emilio Sarguinet y
Lola Mora.

El proyecto original enviado el año pasado por el
Jefe de Gobierno y que en el tratamiento legislativo recibiera
modificaciones, autoriza «al Poder Ejecutivo a concesionar y/u otorgar
permisos de uso y explotación de los edificios denominados «Pabellón de
las Fieras», «Acuario/Caballerizas» y «Reptilario» – (ex Aviario)» por
una extensión de 2700, 3500 y 400 metros cuadrados respectivamente, por
un plazo de hasta veinte (20) años» y «a concesionar el uso y
explotación de nuevos espacios, cubiertos o descubiertos» con la
condición que «los nuevos espacios, cuyo objeto sea ser concesionados,
no podrán superar el tres por ciento (3%) de la superficie total del
predio».

Además, «en virtud del proceso de transformación
progresiva del Jardín Zoológico de la Ciudad de Buenos Aires «Eduardo
Ladislao Holmberg», el Poder Ejecutivo deberá garantizar que previo a la
concesión de los edificios objeto de la presente Ley, se deriven,
liberen y/o trasladen los ejemplares de la colección faunística que
pudiesen estar alojados en los mismos». Así como «la preservación y
restauración de los bienes con valor patrimonial, históricos y/o
culturales, entre ellos el repositorio bibliográfico del predio,
ponderando la protección patrimonial y las necesidades de modernización e
innovación aplicables, de conformidad con el artículo 3° inc. j) de la
Ley N° 5752, y su reglamentación, y la Ley N° 1227».

Incluso,
«las mejoras, el uso y explotación que se realicen (…) deberán
adecuarse a los protocolos e informes técnicos que realice el equipo
técnico veterinario de la Unidad de Proyectos Especiales (UPE)
“Ecoparque Interactivo de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires”, u
organismo que en el futuro la reemplace, a fin de resguardar el
bienestar animal de los ejemplares que se alojen en el predio».

Finalmente,
el proyecto establece que «las sumas recaudadas por todo concepto que
se pudieran percibir de las concesiones y/o permisos autorizados por la
presente ley serán destinados, en forma exclusiva e irrevocable, al
proceso de transformación progresiva del Jardín Zoológico de la Ciudad
Autónoma de Buenos Aires “Eduardo Ladislao Holmberg” y al sostenimiento
del predio».

La iniciativa tiene por objeto dotar de las
herramientas necesarias a la institución para continuar con la
progresiva transformación del Jardín Zoológico dispuesta por la Ley N°
5.752 permitiendo financiar, a través de la participación privada, las
inversiones y erogaciones necesarias para garantizar los estándares de
bienestar animal, los programas de conservación y los proyectos
educativos y de investigación. La sustentabilidad económica del predio,
según indicó el Ejecutivo en los fundamentos y el subsecretario del
Proyecto Ecoparque, Gonzalo Pascual en su informe a los legisladores en
mayo último, «es un requisito ineludible para garantizar el cumplimiento
de los objetivos que establece la Ley» y, por otra parte se argumentó
que «la vinculación eficiente con el sector privado, las universidades y
las Organizaciones No Gubernamentales es una forma estratégica de
lograrlo permitiendo al Estado hacer un uso más eficiente de los
recursos».

La reunión que se efectuó este mediodía en el Salón
Intersecretarías – Presidente Alfonsín, fue presidida por las diputadas
Lorena Pokoik (UC) y Paula Villalba (VJ) titulares de las Comisiones de
Protección y Uso del Espacio Publico y de Presupuesto respectivamente.
Asistieron los legisladores Agustín Forchieri, José Luis Acevedo,
Christian Bauab, Gastón Blanchetiere, Claudio Cingolani, Guillermo
González Heredia, Paola Michielotto, Daniel Presti, Hernán Reyes,
Victoria Roldán Méndez, Claudio Romero, Lia Rueda, Gabriel Sahonero
(VJ), Leandro Halperín (Evolución), Carlos Tomada (UC), Marcelo
Delpierro (MC) y Myriam Bregman (PTS-FI). También estuvo el
subsecretario del Ministerio de Modernización, Innovación y Tecnología a
cargo del Proyecto Ecoparque, Gonzalo Pascual.

Previo a la
firma del dictamen se acordó que el texto estará sujeto a modificaciones
hasta el próximo jueves 28 en que será debatido en el recinto como
asunto preferencial, de acuerdo a la solicitud formalizada por el
oficialismo.

El diputado Depierro recomendó a sus pares revisar
los plazos de concesión y dar prioridad al cumplimiento de las etapas
para luego concesionar. Por su parte, Sahonero y Villalba destacaron el
trabajo legislativo efectuado en los últimos cuatro meses que incluyó
una decena de visitas al lugar y se aclaró que «un anexo incorporará el
Master Plan aprobado por resolución ministerial». En tanto, Reyes
destacó la inclusión de la protección patrimonial a través del
Ministerio de Cultura y González Heredia refirió que el proyecto es
ejemplar en América Latina, y en él trabajan 250 personas de las cuales
el 50% están dedicadas al bienestar animal.

El bloque Unidad
Ciudadana que en 2016 se abstuvo con la expectativa que finalmente se
garantice la gestión estatal, anticipó que sin negar la importancia del
proyecto Ecoparque en el recinto votará por la negativa. «Estamos en
desacuerdo con que el espacio público sea arancelado, el uso y goce debe
ser prioritariamente estatal y aún si fuere tercerizado debe
garantizarce la gratuidad e igualdad de oportunidades en el acceso»,
afirmó Pokoik. También argumentó que «las concesiones son competencias
de la Legislatura que no pueden delegarse al Ejecutivo» y que
«desconocemos cuánto es inversión pública, cuánto es privada y de ésta
cuál es el rédito», en este sentido advirtió que «algunos edificios
están siendo restaurados por el Gobierno y luego serán concesionados a
privados».

Al comienzo de la reunión, en la media hora hora
destinada a intervenciones del público el diputado mandato cumplido
Adrián Camps expuso observaciones. Se manifestó «contrario a los
zoológicos, a concesionar edificios históricos algunos de ellos con
animales y a delegar funciones legislativas al Poder Ejecutivo lo cual
contradice el artículo 84 de la Constitución local». Planteó
interrogantes a su criterio no resueltos por el texto del proyecto tales
como cuántos y quienes son los concesionarios, la conveniencia de
exceptuar de la concesión a la condorera y dudas respecto a la
administración.

Deja un comentario