Ciclo de Charlas @BoConcept con el arquitecto Diego Montero

Continúa el Ciclo de Charlas con otro referente de la arquitectura, Diego Montero, el sábado 15 de agosto a las 19 horas en BoConcept.

Ciclo de Charlas

Desde pequeño jugaba y armaba pueblitos, ahora crea una arquitectura en perfecta sintonía con el entorno, ya sea campo o playa, ciudad o bosque. Si hay algo que Diego Montero domina es la conexión entre paisaje y construcción. No sigue una línea estética, ni parámetros, sino que
según afirma es un proceso creativo en que prima el carácter: que la arquitectura tenga la fuerza y la claridad necesaria para que esa fuerza se lea.

La composición arquitectónica de Diego Montero sobre todo tiene que responder a la armonía del conjunto: arma proyectos que sean fáciles de interpretar, dinámicos y que estén relacionados con la vida contemporánea.

ARQUITECTO DIEGO MONTERO
Hace más de diecisiete años que el arquitecto se instaló con su familia en Manantiales y es prácticamente imposible hacer más de dos cuadras por esa angosta franja sobre el mar que va desde el puente de La Barra hasta la laguna Garzón sin cruzarse con alguna de su obra. Y si bien es cierto que el mero aspecto cuantitativo es impresionante –desde 1990 ha construido un
promedio de entre diez y quince casas por año-, tal vez sea más interesante aún el hecho de que muchas de sus obras –como el restorán Los Negros, en José Ignacio, de principios de 1980 o el más reciente hotel de Garzón, ambos de Francis Mallmann- hayan sido la piedra fundacional
y el motor de arranque de notables desarrollos.

A juzgar por su estilo lacónico, renuente y teñido de una cierta parquedad de herencia escandinava, seguramente le incomodaría ser considerado un trendsetter influyente. Lo cierto es que un porcentaje sorprendente de lo más representativo del paisaje de Punta del Este de los últimos diez años ha salido de su estudio.