NML dice que «analiza» implementar medidas contra la emisión de bonos argentinos

El fondo que litiga contra la Argentina en los tribunales estadounidenses, emitió un comunicado en el que advierte estar “analizando de cerca” la licitación anunciada por el gobierno nacional, de bonos destinados a la construcción de viviendas populares y otras obras de infraestructura.
 

El llamado a licitación de Bonar 24 por un monto de 500 millones de dólares fue anunciado este lunes por el ministro de Economía, Axel Kicillof, quien a su vez mencionó que la colocación será realizada en el mercado local y llevada adelante sin intermediación de ninguna institución financiera.

No obstante las declaraciones de Kicillof respecto a que la transacción corresponde al ámbito local, el abogado de NML Capital, Robert Cohen, emitió un comunicado dirigiéndose a “aquellos contemplando la participación”, a quienes les mencionó que “deberían entender que parece tener todas las características de deuda externa, que está cubierta por nuestros derechos de pari passu”.

Cohen, mencionó además que están “analizando de cerca esta transacción altamente inusual para determinar qué acciones son apropiadas”.

La cláusula pari passu, fue interpretada en 2012 por el juez de Nueva York, Thomas Griesa, a favor de los fondos buitre, al establecer que Argentina no puede cancelar deuda con tenedores de bonos reestructurados si al mismo tiempo no paga a los acreedores litigantes la suma cercana a los 1.300 millones de dólares más intereses y punitorios.

Para el gobierno argentino, con esta interpretación, Griesa “desvirtuó” la cláusula contenida en los bonos generando así problemas en las reestructuraciones de deuda soberanas futuras, que llevaron a que el mismo Fondo Monetario Internacional se involucre y plantee la modificación de la pari passu y a que la comunidad internacional, a través de Naciones Unidas, tome la iniciativa de crear un marco regulatorio multilateral para las reestructuraciones de deuda soberana.